“Tenemos la responsabilidad de hacer feliz a la afición”

El Bidasoa Irun afronta este miércoles ante el Benidorm (18:30 horas) la duodécima jornada de la Liga Sacyr ASOBAL en un choque que se jugará a puerta cerrada. “Es un poco lo que está sucediendo en esta Liga”, ha concedido el entrenador bidasotarra, Jacobo Cuétara, que reconoce que, sin la afición en la grada, el equipo tiene igualmente “esa responsabilidad y esa posibilidad de sacar una sonrisa a la gente que va a estar pendiente de nuestro partido”.

Hasta ahora había sitios que se jugaba con público, más o menos, sitios sin y parece que va a ser a puerta cerrada durante un periodo. Nosotros estamos habituados a estas instalaciones de Artaleku y aunque no tengamos al público con nosotros, tenemos una responsabilidad importante como es hacer feliz a nuestros aficionados, a nuestra gente”. En palabras del técnico bidasotarra, el equipo es consciente de que si gana, los aficionados que no pueden entrar a Artaleku “estarán un tiempo determinado con una sonrisa en la boca porque ha ganado su equipo. Yo creo que eso es una responsabilidad muy importante para nosotros y también supone un empuje”.

A la vuelta del parón por los compromisos internacionales, el conjunto irundarra está “con muchas ganas de seguir. En el fondo, del último partido al siguiente serán 10 días, es un poco parón trampa, parece que hemos estado más tiempo de lo que se refleja en el calendario. Hay que volver con ese ritmo que teníamos de nivel de juego, de competición, de resultados… Va a ser un partido un poco extraño porque jugar en casa sin nuestro público, sin nuestra afición puede ser extraño. Además, jugadores que vienen de selecciones, ese pequeño parón… son circunstancias que rompen un poco la normalidad y hay que conseguir estar centrados en el partido desde el primer minuto”.

Cuétara ha reconocido la ventaja de la pausa tras una última semana con tres partidos consecutivos: “Además fueron tres partidos después de confinamiento, que no estás con un estado óptimo de forma. Nos ha permitido recuperar un poco y entrenar, porque tuvimos un intervalo que descansamos pero también que nos ha permitido entrenar, y además con bastante volumen. Vamos a ver luego: hasta que no estemos en la propia competición no sabremos cómo rendiremos, pero yo espero que hagamos buen partido”.

Sobre el rival, el entrenador bidasotarra ha asegurado que el BM. Benidorm “es un equipo que no está consiguiendo buenos resultados pero la sensación que da en los partidos es de que en cualquier momento puede enganchar una línea de resultados muy óptima. Se les ve con un potencial pero parece que en los partidos siempre ocurre algo, están con ese lastre de los minutos finales que si no fuese por eso, llevarían muchos puntos más. Se les ve superiores al rival aunque luego eso no se refleje en la clasificación”.