Dos nuevos puntos en la matinal del domingo (30-25)

El Bidasoa Irun ha vuelto a la senda del triunfo tras derrotar este domingo al Blasgon y Bodegas Ceres Villa de Aranda (30-25) en un encuentro que se ha resuelto en la segunda mitad. El partido ha arrancado con dominio irundarra, que en apenas cinco minutos ha conseguido una renta de tres goles por mediación de dos tantos de Iker Serrano (que ha firmado seis tantos) y otro de Zabala. Esta circunstancia ha obligado al entrenador visitante a solicitar su primer tiempo (minuto 5, 3-0), aunque durante diez minutos más el equipo de Jacobo Cuétara ha mantenido el dominio en el luminoso (min. 15, 7-4). A partir de ahí, dos rachas de cuatro minutos sin ver portería rival (entre los minutos 13 y 17; y entre el 20 y el 24) han provocado que el equipo visitante haya tomado la delantera (min. 24, 9-10). Un parcial final a favor de los guipuzcoanos ha establecido el empate a 13 del descanso.

No ha diferido mucho el final de la primera parte del arranque de la segunda, en la que tras los primeros goles bidasotarras el equipo arandino ha disfrutado de rentas mínimas hasta el 18-19 (min. 41). Ha sido el momento clave en el que ha cambiado el choque, ya que el equipo de Cuétara, fortalecidos los procedimientos defensivos con Ledo bajo palos, ha concedido seis tantos en el último tercio de partido.

Con empate a 21 (min. 45), cinco minutos con goles consecutivos de Sergio de la Salud, Mikel Zabala, Serrano y un par de Kauldi, que también ha firmado seis tantos, han encaminado un triunfo bidasotarra que se ha cerrado precisamente con la misma renta (30-25).

El próximo partido del Bidasoa Irun llega este mismo martes en Huerta del Rey ante Recoletas Atlético Valladolid (20:00 horas, LaLigaSports TV).

Ficha técnica
30 – Bidasoa Irun (13+17) : Sierra, Cavero (2), Zabala (5), Serrano (6), Salinas (2, 1 p.), Tesoriere, Matheus da Silva; Ledo, Crowley, Gey (1), Kauldi (6), Aginagalde , De la Salud (3, 2 p.), Nieto (1), Bartók (3, 2 p.), Bonanno (1).

25 – Blasgon y Bodegas Ceres Villa de Aranda (13+12): Castro, Megías (2), Llorens, Cunha (2), Novais (6, 1 p.), Elustondo, Pombo (1); De Vega, Leonel (1), Brian (1), Calvo (1), Sukic (1), Linares (2), García (8).

Parciales. 2-0, 4-2, 7-4, 8-7, 10-10, 13-13; 16-15, 18-18, 21-20, 26-21, 28-23, 30-25.

Árbitros. Ausàs i Busquets y Florenza i Virgili, que han excluido a los bidasotarras Bonanno, Bartók y Kauldi; mientras que por parte visitante, excluyeron a Sukic.

Incidencias. Partido correspondiente a la 14ª jornada de la Liga Sacyr ASOBAL disputado a puerta cerrada en Artaleku.

¡La remontada ha estado muy cerca… (28-29)!

El Bidasoa Irun no ha podido brindar el triunfo a su afición en el primer partido a puerta cerrada de la historia de Artaleku tras caer ante Abanca Ademar León (28-29) en un choque con dos partes muy diferenciadas y hasta antagónicas. Los primeros 30 minutos han sido visitantes y no han bastado más de tres minutos para comprobarlo. Con 1-3 en el marcador y más por el juego que por el luminoso, el entrenador del Bidasoa Irun ha llamado a los suyos a capítulo en el primer tiempo muerto de la noche, escena que se repetiría muy pocos minutos después. Nada salía según lo previsto y a las bajas de Jon Azkue y Dan Racotea por lesión, se sumó la descalificación de Thomas Tesoriere en el minuto 8. El equipo leonés ha alcanzado en el último tercio de la primera parte una renta de nueve goles que es con la que ha llegado al descanso (13-22).

Del negro más negro al blanco casi impoluto, Artaleku ha vivido una segunda mitad de las que, paradojas de la pandemia, hacen afición. Un rápido parcial 3-0 inicial (minuto 35, 16-22) abría el primer resquicio a la esperanza a la fe, una pequeña ola que poco a poco ha cogido más tamaño hasta llegar a lo que pocos han imaginado en el entreacto: empate a 26 a falta de diez minutos de partido. Con Rodrigo Salinas (8 goles) y Kauldi Odriozola (7 goles) al frente de la faceta goleadora, los últimos minutos, disputados de poder a poder, han estado a la altura de todo un partidazo que en esta ocasión se ha saldado con victoria visitante (28-29).

El próximo partido del Bidasoa Irun será este domingo en el mismo escenario ante Blasgon y Bodegas Ceres Villa de Aranda (12:00 horas, LaLigaSports TV).

Ficha técnica
28 – Bidasoa-Irun (13+15). Ledo (1), Crowley (1), Odriozola (7), Aginagalde (1), Salinas (8, 3 p.), Matheus, Bonanno (1); Sierra, Cavero (1), Zabala (1), Furundarena, Serrano (1), De la Salud (3, 1 p.), Nieto (1), Tesoriere y Bártok (2, 1 p.).

29 – Abanca Ademar León (22+7). Slavic, Marchán (6), Suárez (3), Lucin (6), Pérez Arce (7), Semedo (5), Casquero (1) –siete inicial–, Ghedbane (ps), Feuchtmann (1), Martínez Camí, Donlin, Gostovic, Fernández, Martínez, Piechowski y Kisselev.

Parciales. 2-5, 3-10, 5-12, 7-15, 11-18, 13-22; 15-22, 19-24, 22-25, 25-26, 26-28, 28-29.

Árbitros. Álvarez Menéndez y Friera Cavada. Excluyeron a los bidasotarras Odriozola, Bonanno y Da Silva. Por parte visitante han hecho lo propio con Feuchtmann, Martínez Camí, Marchán, Pérez Arce, Semedo y Donlin. Además, descalificaron al local Tom Tesoriere en el minuto 8.

Incidencias. Partido correspondiente a la primera jornada de la Liga Sacyr ASOBAL. Primer partido del Bidasoa Irun en su historia disputado como local a puerta cerrada.

«Orgullosos del cambio»

El entrenador del Bidasoa Irun, Jacobo Cuétara, ha valorado el cambio que el equipo ha ofrecido a la vuelta del descanso tras una primera parte que le ha dejado “muy descontento”: “Es para estar orgullosos de ese cambio. Al final hemos perdido de uno contra Abanca Ademar de León, que puede suceder en cualquier partido. Si hubiese sido un partido igualado desde el principio, quizá lo valoraríamos de otra manera. Nos vamos con la parte negativa, pero también hay que valorar la positiva: la segunda parte del equipo es con nivel incluso con bajas y ante todo un Ademar”.

El análisis pospatido de Cuétara no ha pasado por alto las “dos partes muy diferenciadas” que ha tenido el encuentro: “Una primera en la que no estuvimos en partido desde el minuto 1, pero no solo en defensa, sino también en ataque con pérdidas que han propiciado contraataques de ellos. Iba cambiando, pero no reaccionábamos, me iba quedando sin gente. Después, justo lo contrario. Parecía que ambos equipos habíamos cambiado las funciones. Han sido 22 goles en contra en la primera parte, pero tampoco recuerdo solo 7 en contra con un Ademar. Nos quedamos con que tuvimos ciertos momentos que pudieron ser claves, cuando estábamos para empatar y ponernos delante, pero estoy contento con el cambio de imagen y la segunda parte, y muy descontento con la primera”.

Preguntado por los periodistas por el cambio tras el paso por vestuarios, el entrenador irundarra ha entendido que “era un tema de meternos en el partido y de que cada uno estuviera metido, porque no es un tema de el de al lado, sino de cada uno. Subimos el nivel de concentración, no solo la intensidad, empezamos a jugar a lo nuestro y ha cambiado por completo el partido, porque hemos mejorado en todas las fases del partido, un cómputo general: a poco que ha mejorado cada uno ha mejorado mucho el equipo”.

Pese a las bajas de Jon Azkue y Dan Racotea, Cuétara ha visto mayor problema que durante la primera mitad “nos hemos ido quedando sin gente”. En la segunda parte, tras ese cambio ya citado, “teníamos gente para competir y sacar diferencia al Ademar. Es evidente que Jon y Dan son dos bajas de dos jugadores que pueden ser titulares más Tesoriere, con la tarjeta roja, pero no es excusa teniendo el grandísimo nivel que hemos dado en la segunda parte”.

Pese a las grandes rentas de ambas partes, Cuétara ha recordado que aunque quizá no sean a diario, “parciales así existen en el juego. En el histórico solo recogemos los que nos han hecho, pero no los que hemos hecho o los que pasan en otros partidos. Lo hemos visto hasta en Final Four. Aquí en 30 minutos si un equipo es superior a otro, se generan muchas diferencias. Ademar lo fue en la primera y nosotros, en la segunda. Al final se ha decidido en pequeños detalles, índice de acierto final, incluso en la última acción hemos llegado con poder empatar y quedarnos tan contentos”.

Cuestionado por el papel del joven Gorka Nieto, Cuétara ha reconocido que era “un partido muy difícil para él, nosotros le hemos dado la confianza, pero no como regalo, sino porque se va ganando ese hueco al ir superando las expectativas y los ritmos que teníamos planteados. Es capaz de rendir en un partido tan difícil y en una primera parte tan difícil para el equipo. Él estaba ahí, dando el do de pecho, hay que tener tranquilidad con él. Se lo ha ganado y darle la enhorabuena, porque ha sido un dato de la primera parte muy positivo”.

El entrenador confiesa que la sensación inicial que puede quedar sea la “negativa, pero también hay que valorar la positiva: la segunda parte del equipo es con nivel incluso con bajas y ante todo un Abanca Ademar León. Que esto nos ayude para el siguiente partido”.

«Tenemos que jugar al máximo nivel»

El entrenador del Bidasoa Irun, Jacobo Cuétara, espera “con ganas” el choque de este jueves ante Abanca Ademar León (20:30 horas, Gol TV), “uno de los grandes partidos de la Liga Asobal, de los que a todo el mundo le apetece jugar”. Un partido en el que más que nunca la receta será “jugar al máximo nivel para poder optar a ganar el partido”.

“Los dos equipos tenemos ganas de jugar este partido, que se ha ido aplazando, y es uno de los grandes momentos de la temporada”, ha reconocido Cuétara, que ve a su equipo “con muchas ganas” de sumar dos puntos y “seguir esta trayectoria inmaculada que llevamos en la Liga Sacyr ASOBAL”.

“Es un rival directo, un partido muy importante, en el que también les podemos hacer a ellos mucho daño en caso de ganar y sabemos que es un partido que va a ser muy difícil”, ha explicado el entrenador asturiano, que también ha analizado que el Bidasoa Irun puede seguir “batiendo ciertos registros que a nosotros nos llenan de orgullo”, aunque “lo importante es saber que tenemos en frente a un gran rival y que va a ser uno de los grandes enfrentamientos de mayor dificultad y de mayor importancia”.

La dificultad del choque no escapa de la tónica general de la competición: “Esa es precisamente la dificultad de esta Liga, que todos los partidos son muy difíciles. Me acuerdo que hace un mes o algo más alguien del balonmano me comentaba: ‘No veo que vuestros rivales se vayan a dejar muchos puntos’. Pues si antes lo dice… Yo decía que sí, que todos nos vamos dejando puntos en la clasificación”.

“La Liga es muy complicada y compleja, y hay que estar en todos los partidos a muy buen nivel para sumar, porque cualquiera te puede ganar”, ha afirmado Cuétara, que ve a un rival “con el nivel para ganar en Artaleku, no tenemos ningún tipo de duda sobre eso”. El entrenador bidasotarra ha avisado de que, al margen de las trayectorias previas de los contendientes, estos enfrentamientos “suelen tener vida propia, no es tan importante el contexto, el cómo llegues. Tienes una batalla en un momento determinado, independientemente del pasado, y sabemos de esa dificultad. Tenemos que jugar al máximo nivel para poder optar a ganar el partido: de eso nosotros no tenemos ninguna duda”.

El preparador amarillo ve a su equipo en un “muy buen momento. Al principio decíamos que estábamos consiguiendo resultados quizás por encima del nivel que teníamos entonces y que íbamos a ir creciendo; yo creo que ahora mismo estamos más cuajados que nunca y que tenemos un nivel muy estable durante todo el partido, independientemente de quién esté en el campo”.

Cuétara observa que el conjunto está “cada vez más cohesionado y eso para el equipo, por nuestra manera de jugar, es muy importante. Teniendo en cuenta las dificultades, que no facilitan el entrenamiento ni la continuidad, nos estamos sabiendo adaptar muy bien”.

Como ejemplo de ello el técnico bidasotarra ha valorado el trabajo que el equipo firmó en Pontevedra ante Dicsa Modular Cisne, también tras la reacción del equipo gallego en el primer tiempo, que redujo la ventaja visitante a tres tantos: “Nuestros jugadores saben perfectamente a lo que jugamos, por lo que era un tema de poner cierto orden en el tiempo muerto, de volver a jugar a lo nuestro. Los jugadores rápidamente dieron con la tecla y volvimos a adquirir distancia”.

Esta circunstancia permitió “ir rotando y pensando en el siguiente partido, que los dos porteros pudiesen jugar una parte cada uno para coger ritmo de competición. También dar minutos a todo el mundo”, incluidos los jóvenes Gorka Nieto y Julen Urruzola, aunque en el caso del basauritarra, “salió sobre el minuto 10-12 de partido, en minutos importantes para jugar y ganar allí con responsabilidad. Los jóvenes cada vez están más preparados y van dando esos pequeños pasos que es importante porque además lo hizo muy bien”.

Sobre el choque de este jueves, Cuétara reconoce que el Bidasoa Irun está ante “un partido muy importante, aunque es cierto que con el paso de las jornadas vamos adquiriendo un poco de colchón ante la posibilidad de fallar en cualquier momento o cometer un error o perder un partido de este nivel, que entra dentro de lo normal. Sin embargo, el Ademar cada vez tiene menos margen, aunque durante esta temporada se ha movido mejor en la épica, cuando ha tenido que remontar partidos que ya tenía perdidos como el de Granollers. Cuando están en esa situación de dificultad es cuando mejor rinden. Ahora están en esa situación y vamos a ver qué Ademar nos encontramos”.

Cuestionado por si la defensa bidasotarra y el contraataque marista son las dos claves del choque, Cuétara coincide con el análisis, y añade que “la lucha de las porterías también va a ser una de las claves. Son dos de las mejores parejas de porteros de la Liga Sacyr ASOBAL, tanto ellos como la nuestra y yo creo que ahí hay un enfrentamiento muy bonito”.

En el caso de lograr la victoria, el equipo irundarra superará la marca de su mejor inicio liguero (igualado ahora con ocho triunfos consecutivos) y empatará la mejor racha de victorias en una misma Liga (nueve, en la misma temporada 1994/1995), una “motivación” que se suma a las ya existentes, según Cuétara: “En la situación en la que estamos poder disfrutar de nuestra profesión, de nuestro balonmano, poder jugar partidos ya es una motivación para nosotros, estar ahí arriba en la clasificación, ver que rivales dejan puntos y que cada vez nos vamos quedando más solos es otra motivación”.

“Nuestra motivación máxima es seguir invictos y seguir ganando partidos en un enfrentamiento tan importante”, ha asegurado Cuétara, que además de seguir invictos ha reconocido que “conseguir registros históricos es una motivación y un orgullo para nosotros porque como profesionales es muy difícil llegar a la elite y además conseguir registros históricos, más complicado todavía. Nos llena de orgullo de que dentro de equis años, que otro equipo quiera batir ese registro dirá quiénes fueron los que consiguieron y verán que ahí están los de la 94/95 y los de la 20/21. Lograrlo en un club con tanta historia a nosotros sí que nos llena de orgullo”.

¡Octavo triunfo consecutivo (21-31)!

El Bidasoa Irun ha conseguido sumar dos nuevos puntos en su visita a Pontevedra tras derrotar al Dicsa Modular Cisne por 21-31. El equipo que entrena Jacobo Cuétara, con jóvenes como Gorka Nieto, Martin Santano y Julen Urruzola en la convocatoria, ha enfocado el choque desde los primeros compases, ya que goles de Donát Bartók, Iñaki Cavero y Nicolás Bonanno han permitido en apenas dos minutos lograr una primera renta de tres goles (minuto 2, 0-3). El tanto local ha sido respondido con otro parcial de 0-3, con dos del lateral húngaro y el primero de Rodrigo Salinas, lo que ha llevado al equipo local, que se topaba una y otra vez con la defensa amarilla y un gran Xoán Ledo, a pedir su primer tiempo muerto (min. 8, 1-6).

Desde el 3-8 que ha firmado Gorka Nieto, el equipo pontevedrés se ha aprovechado de seis minutos sin gol bidasotarra para situarse a tres goles, lo que ha provocado el muerto de Cuétara (min. 18, 5-8). A la salida de la pausa, el Bidasoa Irun ha retomado el ritmo y pese a la nueva pausa local (min. 23, 5-12), el equipo irundarra ha conseguido la máxima renta del choque al descanso: 7-16.

Una diferencia que en la segunda parte llegaría a los 11 goles por mediación del capitán, Iker Serrano (min. 34, 9-20), y que en un segundo acto de ritmo constante, tanto en ataque como en defensa, serviría para cerrar el choque con una victoria (21-31) que iguala la mejor racha de comienzo de temporada con ocho triunfos consecutivos, lograda en la temporada 1994/1995.

El próximo compromiso bidasotarra está previsto este jueves en Artaleku, cuando se recuperará el choque previsto de la primera jornada ante Abanca Ademar León.

 

Ficha técnica
21 – Dicsa Modular Cisne (7+14). Villamarín, Chan (5, 3 pen.), Sánchez (2), Preciado (4), Simón (1), Vázquez, Pombo (2); González, Picallo, Leiras, Calvo, Gayoso, Ramos (6), Conde, Alvarez y De Moura (1 p.).

31 – Bidasoa Irun (16+15) . Ledo, Cavero (2), Crowley (4), Serrano (4), Azkue (2, 1 p.), Bonanno (3), Bartók (5, 1 pen.); Sierra, Nieto (2), Zabala (1), Julen Aginagalde (2), Salinas (4, 1 p.), Urruzola (1), De la Salud (1), Tesoriere y Da Silva.

Parciales. 1-4, 2-7, 4-8, 5-9, 7-12, 7-16; 9-20, 13-22, 14-25, 17-27, 18-31, 21-31.

Árbitros. Fernández y Murillo, que excluyeron a los gallegos Leiras, Conde y Chan; por parte visitante, a Tesoriere (dos veces), Aginagalde, Nieto y Cavero.

Incidencias. Cincuenta espectadores en el Pavillón Municipal dos Deportes de Pontevedra, en un acceso restringido por la pandemia del COVID-19.

“La ilusión de poder competir puede con todo”

El entrenador del Bidasoa Irun se ha mostrado “muy contento” de poder viajar este viernes a Pontevedra para disputar la decimotercera jornada de la Liga Sacyr ASOBAL ante Dicsa Modular Cisne tras una semana que ha vuelto a exigir “adaptarse rápidamente a las circunstancias y afrontar el siguiente partido”. Por encima de las dificultades, el entrenador ha reconocido que en el Bidasoa Irun “la ilusión por seguir compitiendo puede con todo”.

“Ya tenemos la idea de la preparación y podemos llegar bien preparados, ya que estamos en buen momento, aunque hayamos podido perder cierto ritmo de partidos de competición”, ha explicado Cuétara antes de que la expedición partiera rumbo a Pontevedra. Desde el punto de vista mental y en referencia a las dificultades de esta temporada, el entrenador ha añadido que “la ilusión en seguir compitiendo puede con todo”.

“Nosotros más que de problemas hablamos de soluciones”, ha afirmado Cuétara, que ha explicado que el Bidasoa Irun tenía preparado cualquier escenario a la vista de la evolución de estos últimos días. Conocido el positivo a comienzos de semana en el seno de la primera plantilla, esta detuvo su actividad y se aisló de manera preventiva hasta la realización de los correspondientes PCR, que arrojaron todos resultado negativo, lo que junto al visto bueno de la autoridad sanitaria ha permitido viajar a Galicia: “Hay especialistas que son los que tienen que valorarlo, en todo momento han estado las autoridades competentes evaluando la situación junto con nuestros servicios médicos y estamos muy contentos de que nos hayan dado el permiso y que vean que es una situación factible para seguir compitiendo”.

Enfrente espera Dicsa Modular Cisne, a quien el técnico ha agradecido “su paciencia y predisposición estos días, ha sido todo un placer tratar con ellos”. En la cancha espera “un equipo muy guerrero, que juega de memoria, con muchas acciones de uno contra uno, con unos muy buenos desplazamientos, que saben perfectamente a lo que juegan y con esos equipos hay que tener cuidado”, ha avisado Cuétara, que además ha recordado que “es un partido fuera de casa y hay que dar siempre un buen nivel para ser competitivos”.

El entrenador bidasotarra ha asegurado que “siempre hay esa tensión de que cuanto más ganas más puede doler una derrota y además podemos estar cruzando ese límite de que se normaliza que nosotros ganemos siempre. Eso es bastante peligroso. Estamos con la ilusión de seguir consiguiendo victorias, de ir batiendo registros, de ver cero derrotas, cero empates y todo victorias, es otro viaje más, porque estamos jugando casi todos fuera de domicilio… Poder volver contentos y felices por el resultado es muy importante para nosotros”.

A preguntas de los periodistas, Cuétara ha cerrado su comparecencia con una llamada a luchar pese a los elementos: “Estamos aquí para ser optimistas y seguir luchando. La Liga Sacyr ASOBAL tiene aspectos muy positivos y hay que valorarlos. Cuando analizábamos ciertos equipos hace ciertas temporadas y se iban ciertos jugadores, luego aparecieron otros que al final ahora los valoramos como grandes estrellas. Siempre hay esa centrifugación de jugadores y luego aparecen otros que dan el máximo nivel. Yo creo que la Liga Sacyr ASOBAL es muy bonita, muy entretenida, con muchísimos partidos igualados, muchísima tensión y además muy bonita de ver para el espectador”.

Comunicado oficial: solicitado el aplazamiento del Bidasoa Irun-BM. Benidorm

El Club Deportivo Bidasoa ha solicitado el aplazamiento del partido de este miércoles ante BM. Benidorm (18:30 horas) tras detectar un positivo por COVID-19 entre los análisis realizados a la plantilla y el cuerpo técnico del Bidasoa Irun.

El Club Deportivo Bidasoa permanece en constante contacto con Osakidetza y el Departamento de Salud del Gobierno Vasco, la autoridad sanitaria competente en la materia, así como con el Comité Nacional de Competición de la RFEBM y la Liga ASOBAL para cualquier decisión que se estime necesaria.

“Tenemos la responsabilidad de hacer feliz a la afición”

El Bidasoa Irun afronta este miércoles ante el Benidorm (18:30 horas) la duodécima jornada de la Liga Sacyr ASOBAL en un choque que se jugará a puerta cerrada. “Es un poco lo que está sucediendo en esta Liga”, ha concedido el entrenador bidasotarra, Jacobo Cuétara, que reconoce que, sin la afición en la grada, el equipo tiene igualmente “esa responsabilidad y esa posibilidad de sacar una sonrisa a la gente que va a estar pendiente de nuestro partido”.

Hasta ahora había sitios que se jugaba con público, más o menos, sitios sin y parece que va a ser a puerta cerrada durante un periodo. Nosotros estamos habituados a estas instalaciones de Artaleku y aunque no tengamos al público con nosotros, tenemos una responsabilidad importante como es hacer feliz a nuestros aficionados, a nuestra gente”. En palabras del técnico bidasotarra, el equipo es consciente de que si gana, los aficionados que no pueden entrar a Artaleku “estarán un tiempo determinado con una sonrisa en la boca porque ha ganado su equipo. Yo creo que eso es una responsabilidad muy importante para nosotros y también supone un empuje”.

A la vuelta del parón por los compromisos internacionales, el conjunto irundarra está “con muchas ganas de seguir. En el fondo, del último partido al siguiente serán 10 días, es un poco parón trampa, parece que hemos estado más tiempo de lo que se refleja en el calendario. Hay que volver con ese ritmo que teníamos de nivel de juego, de competición, de resultados… Va a ser un partido un poco extraño porque jugar en casa sin nuestro público, sin nuestra afición puede ser extraño. Además, jugadores que vienen de selecciones, ese pequeño parón… son circunstancias que rompen un poco la normalidad y hay que conseguir estar centrados en el partido desde el primer minuto”.

Cuétara ha reconocido la ventaja de la pausa tras una última semana con tres partidos consecutivos: “Además fueron tres partidos después de confinamiento, que no estás con un estado óptimo de forma. Nos ha permitido recuperar un poco y entrenar, porque tuvimos un intervalo que descansamos pero también que nos ha permitido entrenar, y además con bastante volumen. Vamos a ver luego: hasta que no estemos en la propia competición no sabremos cómo rendiremos, pero yo espero que hagamos buen partido”.

Sobre el rival, el entrenador bidasotarra ha asegurado que el BM. Benidorm “es un equipo que no está consiguiendo buenos resultados pero la sensación que da en los partidos es de que en cualquier momento puede enganchar una línea de resultados muy óptima. Se les ve con un potencial pero parece que en los partidos siempre ocurre algo, están con ese lastre de los minutos finales que si no fuese por eso, llevarían muchos puntos más. Se les ve superiores al rival aunque luego eso no se refleje en la clasificación”.

El triunfo en Santander, la mayor goleada bidasotarra a domicilio en la Liga ASOBAL

El Bidasoa Irun ha conseguido este sábado su victoria más amplia a domicilio en su trayectoria en ASOBAL al derrotar 16-34 a Liberbank Cantabria Sinfín en el partido correspondiente a la undécima jornada de la Liga Sacyr ASOBAL. El triunfo, de 18 goles de diferencia, supone batir la marca que el equipo irundarra había establecido apenas hace año y medio, cuando en la jornada 26ª de la 2018/2019 venció 19-34 al Bada Huesca.

La victoria del equipo que entrena Jacobo Cuétara se convierte en la segunda marca bidasotarra en sus 23 temporadas en ASOBAL, solo superada por el 40-20 que Elgorriaga Bidasoa firmó en la 15ª jornada de la temporada 1996/1997 contra Caja Pontevedra Teucro.

En 647 partidos disputados en la Liga ASOBAL, el Bidasoa Irun ha marcado en otros 19 choques 34 o más goles. Desde el último ascenso, en cinco ocasiones (Bidasoa Irun 34-31 Recoletas Atlético Valladolid, jornada 29 de la 2016/2017; Bidasoa Irun 34-35 BM. Benidorm, jornada 19 de la 2017/2018; Bada Huesca 19-34 Bidasoa Irun, jornada 26 de la 2018/2019; Bidasoa Irun 35-28 Liberbank Cantabria Sinfín, jornada 15 de la 2019/2020; y Liberbank Cantabria Sinfín 16-34 Bidasoa Irun).

Antes de la fundación de la Liga ASOBAL en 1990, el club bidasotarra cuenta con su victoria más amplia en la entonces División de Honor-Trofeo Carlos Albert, tras derrotar 40-18 al Canteras canario el 2 de octubre de 1977. Como el de este sábado en Santander, el choque arrancó 0-2 desfavorable a los intereses bidasotarras, que entonces les costó cinco minutos hacer el primer tanto en un abarrotado frontón Uranzu.

En cuanto a la Copa del Rey, la máxima renta que el Bidasoa Irun ha firmado en la Copa del Rey es el 36-22 frente a Helvetia Anaitasuna en la ida de la Cuarta Eliminatoria en la temporada 2018/2019; mientras que en la Copa ASOBAL, el 25-30 ante Fraikin BM. Granollers que valió el billete para la final de hace dos ediciones es la victoria más amplia.

Amplios triunfos continentales
El primer equipo del C.D. Bidasoa también ha conseguido victorias sonadas en el Viejo Continente y lo ha hecho en las tres grandes competiciones europeas. La primera victoria de más de diez goles llegó en la Copa EHF de la temporada 1993/1994, tras derrotar al Reykjavikur islandés 28-11 en uno de los choques cuya eliminatoria se disputó íntegra en Irun el 5 y el 6 de noviembre de 1993.

Tres años más tarde, la vuelta de la primera eliminatoria de la Recopa que Elgorriaga Bidasoa terminaría levantando concluyó 36-17 al Thrifty Aalsmeer tras el 20-33 de la ida en los Países Bajos.

En esa misma competición el equipo irundarra consiguió un año después su máxima diferencia europea, tras ganar 38-17 (+21) en el segundo partido de la eliminatoria contra Arkatron Minsk bielorruso que se disputó en su totalidad en Artaleku.

Dos décadas más tarde, en la última participación en la VELUX EHF Champions League, el equipo de Cuétara rompió la marca de goles marcados en competiciones europeas, al endosarle 39 tantos al IK Sävehof (39-23).